Etiquetas

, , , , , , , , , , , , ,

salvador

Salvador Allende

El 4 de septiembre de 1970, Unidad Popular (un entramado de partidos de la izquierda chilena) se proclama vencedora de los comicios con Salvador Allende al frente, siendo nombrado Presidente el 24 de octubre. Allende llegó al poder con las ideas muy claras: convertir a Chile en un régimen socialista de una forma pacifica, pero por desgracia para él, no lo consiguió. Durante su primer año de mandato las cosas le fueron bastante bien nacionalizando la minería o profundizando la reforma agraria pero rápidamente aparecieron los primeros problemas económicos.

La economía dejó de crecer lo que hizo que la escasez fuera en aumento así como el mercado negro. En octubre de 1972 se realizó un paro generalizado que sólo se detuvo con la entrada de las Fuerzas Armadas en los Ministerios, algunos de estos hombres fueron Carlos Prats, Ismael Huerta o Claudio Sepúlveda. Esta situación duró hasta marzo de 1973, fecha de las elecciones parlamentarias.

Unidad Popular ganó esas elecciones gracias a la unión de diferentes fuerzas políticas bajo su misma lista electoral pero se encontraba en una situación crítica, el descontento seguía en aumento y la violencia en las calles crecía por momentos. Los grupos extremistas de derecha e izquierdas se enfrentaban entre ellos llegando a realizar atentados en embajadas, sedes de partidos políticos o emisoras de radio.

El 29 de junio se produjo el Tanquetazo, un levantamiento militar a manos del coronel Roberto Souper intentando tomar el Palacio de la Moneda sin éxito. Finalizó con 20 muertos, gran parte de los cuales fueron civiles.

Augusto-Pinochet-02

Augusto Pinochet

En julio grupos de extrema derecha asesinan a Arturo Araya Peeters, edecán naval de Allende y el 21 de agosto de ese mismo año el comandante Carlos Prats renuncia a su cargo por presiones e intentos de agresión recomendando como su sucesor a Augusto Pinochet. El ejército cada vez está más convencido de la idoneidad de un golpe de estado.

 

En estos momentos el presidente estadounidense Richard Nixon no sólo está al corriente sino que apoya económica y militarmente un sublevamiento. Aporta diversos buques y fragatas de la Armada como apoyo. El 10 de septiembre parten con la excusa de participar en unas maniobras…está todo preparado para el día D y hora H.

El 11 de septiembre por la madrugada Valparaiso es tomada por el ejército sublevado junto al apoyo estadounidense. Al ser informado Allende, intenta ponerse en contacto con Pinochet pero se encuentra en paradero desconocido. A las 7:20 llega al Palacio de la Moneda armado y ofrece un primer discurso a la nación anunciando la toma de Valparaiso y un sublevamiento de una parte de las fuerzas navales. A las 8:42 se emite por radio la primera proclama militar: Allende debe renunciar inmediatamente a su puesto y entregarla a la junta de gobierno formada por Pinochet, Leigh, Merino y Mendoza.


A partir de este momento damos paso a una red provincial y nacional de radiodifusión de las fuerzas armadas. Se invita a todas las radioemisoras libres a conectarse a esta cadena.

Santiago, 11 de septiembre de 1973. Teniendo presente:

1.º- La gravísima crisis económica, social y moral que está destruyendo el país;

2.º- La incapacidad del Gobierno para adoptar las medidas que permitan detener el proceso y desarrollo del caos;

3.º- El constante incremento de los grupos armados paramilitares, organizados y entrenados por los partidos políticos de la Unidad Popular que llevarán al pueblo de Chile a una inevitable guerra civil, las Fuerzas Armadas y Carabineros de Chile declaran:

1.º- Que el señor Presidente de la República debe proceder a la inmediata entrega de su alto cargo a las Fuerzas Armadas y Carabineros de Chile.

2.º- Que las Fuerzas Armadas y el Cuerpo de Carabineros de Chile están unidos, para iniciar la histórica y responsable misión de luchar por la liberación de la Patria del yugo marxista, y la restauración del orden y de la institucionalidad.

3.º- Los trabajadores de Chile pueden tener la seguridad de que las conquistas económicas y sociales que han alcanzado hasta la fecha no sufrirán modificaciones en lo fundamental.

4.º- La prensa, radiodifusoras y canales de televisión adictos a la Unidad Popular deben suspender sus actividades informativas a partir de este instante. De lo contrario recibirán castigo aéreo y terrestre.

5.º- El pueblo de Santiago debe permanecer en sus casas a fin de evitar víctimas inocentes.

Firmado: Augusto Pinochet Ugarte, General de ejército, Comandante en jefe del Ejército; Toribio Merino Castro, Almirante, Comandante en jefe de la Armada; Gustavo Leigh Gúzman, General del Aire, Comandante en jefe de la Fuerza Aérea de Chile; y César Mendoza Durán, General, Director General de Carabineros de Chile.”


 

moneda_llamas

Ataque aéreo al Palacio de la Moneda

Como ultimátum avisan que si a las 11:00 la Moneda no es desalojada será atacada por tierra y aire. Los golpistas se ponen en contacto con Allende para proponerle salir del país pero éste se niega rotundamente. A las 9:55 aparecen los primeros tanques en los alrededores de la Moneda. A las 10:15 el presidente a través de la radio realiza su último discurso a la nación.


“Quizás sea ésta la última oportunidad en que me pueda dirigir a ustedes. La Fuerza Aérea ha bombardeado las torres de Radio Portales y Radio Corporación. Mis palabras no tienen amargura, sino decepción, y serán ellas el castigo moral para los que han traicionado el juramento que hicieron: Soldados de Chile, comandantes en jefe y titulares…, el almirante Merino… más el señor Mendoza, general rastrero que sólo ayer manifestara su solidaridad y lealtad al gobierno, también se ha denominado director general de Carabineros.
Ante estos hechos sólo me cabe decirle a los trabajadores: Yo no voy a renunciar. Colocado en un tránsito histórico, pagaré con mi vida la lealtad del pueblo. Y les digo que tengo la certeza de que la semilla que entregáramos a la conciencia digna de miles y miles de chilenos no podrá ser segada definitivamente. Tienen la fuerza, podrán avasallarnos, pero no se detienen los procesos sociales ni con el crimen ni con la fuerza.
La historia es nuestra y la hacen los pueblos.
¡Trabajadores de mi Patria!: Quiero agradecerles la lealtad que siempre tuvieron, la confianza que depositaron en un hombre que sólo fue intérprete de grandes anhelos de justicia, que empeñó su palabra en que respetaría la Constitución y la ley, y así lo hizo. En este momento definitivo, el último en que yo pueda dirigirme a ustedes, espero que aprovechen la lección.
El capital foráneo, el imperialismo, unidos a la reacción, crearon el clima para que las Fuerzas Armadas rompieran su tradición: la que les señaló Schneider y que reafirmara el Comandante Araya, víctimas del mismo sector social que hoy estará en sus casas esperando, con mano ajena, reconquistar el poder para seguir defendiendo sus granjerías y sus privilegios…
Me dirijo a los profesionales de la Patria, a los profesionales patriotas que siguieron trabajando contra la sedición auspiciada por los colegios profesionales, colegios de clases para defender también las ventajas de una sociedad capitalista de unos pocos.
Me dirijo a la juventud, a aquellos que cantaron y entregaron su alegría y espíritu de lucha. Me dirijo al hombre de Chile, al obrero, al campesino, al intelectual, a aquellos que serán perseguidos, porque en nuestro país el fascismo ya estuvo hace muchas horas presente; en los atentados terroristas, volando los puentes, cortando las vías férreas, destruyendo lo oleoductos y los gaseoductos, frente al silencio de quienes tenían la obligación de proceder. Estaban comprometidos. La historia los juzgará.
…Seguramente Radio Magallanes será acallada y el metal tranquilo de mi voz no llegará a ustedes. No importa, la seguirán oyendo. Siempre estaré junto a ustedes. Por lo menos mi recuerdo será el de un hombre digno que fue leal con la Patria.
El pueblo debe defenderse, pero no sacrificarse. El pueblo no debe dejarse arrasar ni acribillar, pero tampoco puede humillarse.
¡Trabajadores de mi Patria!: Tengo fe en Chile y en su destino. Superarán otros hombres este momento gris y amargo donde la traición pretende imponerse. Sigan ustedes sabiendo que, mucho más temprano que tarde, se abrirán de nuevo las grandes alamedas por donde pase el hombre libre, para construir una sociedad mejor. ¡Viva Chile!, ¡Viva el pueblo!, ¡Vivan los trabajadores!
Éstas son mis últimas palabras, teniendo la certeza de que mi sacrificio no será en vano. Tengo la certeza de que, por lo menos, habrá una sanción moral que castigará la felonía, la cobardía y la traición.”


A las 10:30 comienza el ataque a la Moneda por parte de los tanques, tanquetas y soldados siendo respondido por miembros de la GAP y francotiradores apostados en los edificios colindantes. Al mediodía es el turno de la aviación causando grandes daños en el Palacio, concretamente entre las 11:52 y 12:08 horas.

A las dos y media de la tarde derriban las puertas y acceden al interior del edificio los miltares, Allende ordena bajar a todos los presentes alegando que él bajará el último. El doctor Patricio Guijón volvió para recoger la máscara de gas encontrándose a Allende con un fusil AK-47 que le regaló Fidel Castro.

 


“¡Allende no se rinde, milicos de mierda!”


 

0010133870

Allende muerto

Inmediatamente después Allende se disparó en la barbilla muriendo en el acto. El general Palacios al encontrarse la situación llamó al oficial de radio:  “Misión cumplida. Moneda tomada, presidente muerto”.

A las 14:38 Pinochet y Leigh son informados del suicidio de Allende, reuniéndose a las 18:00 los cuatro golpistas que estaban al frente pasando a gobernar el país la Nueva Junta Militar…

Anuncios